El Hedonista El original y único desde 2011

“Si te encuentras solo cuando estas solo, estas en mala compañía.”. Jean Paul Sartre

Menu abrir sidebar

Restaurantes

Y el verano llegó a Bardot

Sin horarios y con una bonita terraza, este restaurante conquista a primera vista.

La mayoría adora las terrazas. Mucho más cuando el calor tardó tanto –tantísimo- en llegar; cuando la perseverante lluvia no quiso darnos una tregua. Cuando creímos que los mayas se confundieron con lo del fin de mundo y acertaron con el fin de las estaciones. El verano llegó, ardiente, y es el momento de elegir escaparate al aire libre.

En Barcelona, en la calle Enric Granados, se encuentra Bardot. Bonito por dentro y por fuera, tiene una coqueta terraza. Su oferta se vertebra en el tapeo, platos más elaborados, como sus arroces, y el brunch. Sí, ese desayuno tardío y almuerzo temprano que, definitivamente, nos gusta a los españoles.

A ello se suma que la cocina no cierra y que, por tanto, los apetitos caprichosos y que no entienden de horarios aquí son felices. Sin olvidar, además, esas copas y cócteles que cada uno se toma cuando más le apetece, sí, un refrescante gin tonic o un bloody mary, al gusto, antes de comer, después o a media tarde. Cada uno sabe, pero eso sí, siempre con moderación, señores.

Antes o después de las copas, se degustan recetas como el ossobuco, el chuletón, el rabo de toro o los calamarcitos rellenos. También el pulpo a la brava, el tartar de atún y tomate, una selección de tomates de la Boquería, el cremoso de patata con múrgula, foie y trufa o los huevos de oca al plato.

Así, ¿quién no se queda en Bardot?

Una respuesta a Y el verano llegó a Bardot

  1. Ana dijo:

    Deseando conocerlo. Apuntado para mi próxima visita a Barcelona. Gracias Mar

Restaurantes

Todo esto
y mucho más
en Restaurantes
+