El Hedonista El original y único desde 2011

“Creo que moriré de poesía”.Nicanor Parra

Menu abrir sidebar

Experiencias

La serotonina ayuda a ser feliz

Consumir determinados alimentos con triptófano la potencia y nos hace estar más alegres.

Unos dicen que somos lo que comemos; otros que somos lo que pensamos, otros dicen eso de ‘dime con quién andas y te diré quien eres’, (¡Madre mía! ¿Somos todos esos con los que andamos?). También dicen que somos materia, o que somos agua, o que somos química. Seguramente somos todo eso y mucho más. Centrémonos en ‘somos química’.

Tenemos un director general, el cerebro, que cuenta con unos pequeños trabajadores, una plantilla de neurotransmisores o sustancias químicas infinitesimales que transmiten información entre las distintas partes del cuerpo, y van y vienen por nuestro organismo, desde un nervio hasta el cerebro pasando por la médula espinal, todo el día currando de acá para allá, de neurona en neurona.

Entre estos neurotransmisores se encuentran la acetilcolina, la dopamina, el GABA y la serotonina, precursora esta última de la melatonina (la que nos ayuda a conciliar el sueño). Cualquier desequilibrio entre ellos, por exceso o por defecto, se reflejará en nuestro organismo físico, e incluso afectará a nuestro comportamiento y estado de ánimo y, como consecuencia, a nuestras relaciones personales.

La serotonina siempre aporta jovialidad, alegría, vitalidad y gran sentido del humor; es la flexible, la que se adapta a todo, la que vive el presente, la que duerme sin problemas, tranquila y relajada.
Un verdadero placer tenerla de nuestro lado. Pero si nos falla, puede llegar a deprimirnos, nos costará conciliar el sueño, estaremos cansados, enojados y/o tristes a todas horas, y nos dará por tomar café y comer carbohidratos sin parar.
Si éste es tu caso, añade a tu dieta alimentos que contengan triptófano, a partir del cual se sintetiza la serotonina. Para esta síntesis se necesita además omega 3, vitaminas C y B, y oligoelementos como magnesio y zinc.
¿Y entonces, qué hago para ‘comer’ triptófano, omega 3, vitaminas, magnesio y zinc? Parece difícil pero es bien sencillo: incluir en la dieta cereales integrales, sobre todo avena; legumbres, especialmente soja y sus derivados; frutos secos; frutas (plátanos, aguacates, piña y todos los cítricos), verduras de hoja verde, coles, apio, zanahorias, remolacha, tomates, lácteos, huevos, pescado, pavo, pollo, semillas de sésamo y de lino y levadura de cerveza y germen de trigo. ¡Pero ojo, sin pasarse! Lo sentimos, pero los excesos tampoco son buenos, ni siquiera en el neurotransmisor de la felicidad.

Si nuestra dopamina está equilibrada, nos sentiremos activos, enérgicos y rápidos de reflejos. Sabremos lo que queremos y cómo conseguirlo. Si la tenemos en exceso, podemos volvernos agresivos y violentos; si tenemos déficit, nos sentiremos sin energía, apáticos, desmotivados y deprimidos; si este es tu caso, incrementa la ingesta de huevos, yogures, legumbres y frutas, en especial plátanos, cuanto más maduros mejor; y reduce tus dosis de café y azúcar, que te dan subidón, pero luego bajón.

Si en nuestro cerebro domina la acetilcolina, contaremos con una gran capacidad para retener información y por tanto una memoria de elefante. Su déficit se asocia con la enfermedad de Alzheimer. Que no falten en tu dieta, desde ahora, antioxidantes y vitamina E.

En personas calmadas y juiciosas, formales y serias, predomina el GABA (ácido gamma-aminobutírico). Son personas organizadas y generalmente dependientes y obedientes.  Necesitamos vitamina B6 para sintetizar GABA.

____________________________________________________________
* Mónica Domingo es diplomada en Naturopatía,
Nutrición y Dietética, y Terapias Manuales.

Más información en: Arriluze Terapias Naturales
_____________________________________________________________

Experiencias

Experiencias

¡Basta de ruido!

Miguel de Santos

En la cultura popular española la diversión, sin ruido, no era diversión y nadie se quejaba de ello. Hasta que llegó la Ley del Ruido y con ella, el derecho al silencio. leer

Todo esto
y mucho más
en Experiencias
+