El Hedonista El original y único desde 2011

“Creo que moriré de poesía”.Nicanor Parra

Menu abrir sidebar

Experiencias

Para un buen estado físico, mental y emocionalYoga, pilates, meditación… toca volver a clase

Las disciplinas llamadas “psicofísicas” van encaminadas a ayudarte a conseguir tu bienestar.

Septiembre, vuelta a la guarde, al cole, al insti, a la uni… Y vuelta también a otras escuelas, otro tipo de aprendizaje y de educación; no ya la educación obligatoria, sino la de libre elección. Este curso 2015-2016 puedes elegir entre apuntarte a una escuela de idiomas, o de tenis, golf, natación o esquí; o de manualidades, o de cocina… También podemos elegir ir a una escuela de Yoga, o de Tai Chi, o Pilates… Estas disciplinas llamadas “psicofísicas” van encaminadas todas ellas a ayudarte en tu proceso de aprendizaje para lograr no un diploma ni un título, sino algo mucho más importante: tu bienestar físico, mental y emocional. Escoge la que más te guste y trata de disciplinarte y terminar el curso en junio. Estamos seguros de que notarás la diferencia en tu cuerpo y en tu mente.

1- Respiración y Relajación
La correcta respiración es la base para la relajación tanto física como mental. Tal como respiramos, así vivimos. Si nuestra respiración es agitada y superficial, viviremos agitados, sin oxigenarnos lo suficiente y sin nutrir adecuadamente nuestros pulmones y nuestra sangre, y por tanto sin nutrir suficientemente nuestros músculos, órganos y células. En cambio, si nuestra respiración es lenta, profunda y abdominal, notaremos que nuestro cuerpo, nuestra mente y nuestra vida se volverán tranquilos y serenos. Es cuestión de re-aprender a respirar como respirábamos cuando éramos bebés.

Puedes aprenderlo en breves talleres de un día o de un fin de semana, o apuntarte a clases semanales y descubrir los beneficios de la práctica de la relajación: reducción de tensiones musculares, de la frecuencia cardiaca, de la presión arterial, de hormonas del estrés y de colesterol; fortalecimiento del sistema inmunitario y modificación de los ritmos eléctricos del cerebro con predominio de ondas alfa, con las cuales alcanzas la tan deseada paz interior.

2- Meditación
No se trata de convertirte en un asceta, un iluminado, un monje tibetano o nada parecido. Krishnamurti decía que “la meditación no consiste en retirarse a un monasterio o encerrarse en una sala sentándose diez minutos o una hora en un intento de concentrarse para aprender a meditar, mientras que el resto del tiempo continúas siendo un desagradable ser humano”.

Centra tu atención en un tu respiración, o en un objeto, o en la actividad que estés realizando en este momento, aquí y ahora, sea cual sea esa actividad (conducir, hacer la compra, limpiarte los dientes, contestar al teléfono o caminar). Mantente presente, totalmente consciente en cada momento de tu día. Si tu cuerpo está aquí-ahora, ¿por qué dejas que tu mente se vaya de él hacia un futuro que te preocupa o hacia un pasado del que te arrepientes o por el que sientes nostalgia? Mantén tu mente donde está tu cuerpo.

Puedes iniciarte en meditación zen, transcendental, vipassana, en meditaciones dinámicas de Osho, mindfulness o incluso escuchar meditaciones guiadas en internet. Todo lo que hagas encaminado a encontrar la paz mental será beneficioso en tu día a día.

3- Yoga
Hatha, Kundalini, Iyengar, Vinyasa, Integral, Bikram, o Ashtanga y Power Yoga (si quieres un yoga más vigoroso y exigente) y muchos más… Quizá alguno te suene. Lo ideal sería poder probarlos todos y sentir con cuál te encuentras mejor. El clásico es el Hatha Yoga, en el que se practican respiraciones, asanas o posturas de yoga, relajación y meditación. Este mismo esquema sigue el Yoga Kundalini, un yoga más dinámico y espiritual, que incluye además el canto de mantras y tiene como objetivo final el despertar de la energía kundalini, que duerme en la base de nuestra columna vertebral. Aunque te suene raro, te recomendamos probarlo. Generalmente engancha; lo decimos por experiencia.

4- Tai Chi y Chi Kung
El Tai Chi es todo un arte y aprenderlo puede llevar toda una vida. Podemos definirlo como el arte de la meditación en movimiento, del fluir con la vida, o podemos verlo simplemente como una suave gimnasia que beneficia tu aparato locomotor y tu energía vital o “chi”. También puedes aprender Ahikido, o cualquier arte marcial.

5- Pilates y otros métodos no tan conocidos
Los seis principios básicos del método de Joseph Pilates son la concentración, control, refuerzo del centro del cuerpo, fluidez, precisión y respiración. El método Feldenkrais de conciencia corporal mejora nuestra movilidad; la bioenergética de Alexander Lowen que buscaba en el cuerpo el reflejo de la vida emocional, es una psicoterapia corporal que considera que el estrés y los traumas ocurridos desde la infancia se quedan grabados en nuestros músculos. El método Mézières o Diafreoterapia actúa sobre nuestras estructuras psíquicas, físicas y energéticas, trabajando el cuerpo como una unidad y desde el diafragma, llave de entrada a los problemas emocionales. Otro método excelente de conciencia corporal es la Eutonía, que busca el tono armonioso del cuerpo, entre la tensión y la relajación, liberando tensiones musculares hacia la experimentación, conciencia y liberación total del cuerpo.

También puedes utilizar la excusa de “es que no tengo tiempo”; bien, eres libre para seguir con esa excusa hasta la edad de jubilación, (¿67-70?), y luego ya empezar a preocuparte de ti y de tu salud. Pero seguro que todos coincidimos en que más vale prevenir. Conviene priorizar y dedicar algo de tiempo a nuestro cuerpo y a nuestra salud.

____________________________________________________________
* Mónica Domingo es diplomada en Naturopatía,
Nutrición y Dietética, y Terapias Manuales.
Más información en: Arriluze Terapias Naturales
___________________________________________________________

Una respuesta a Yoga, pilates, meditación… toca volver a clase

  1. Vaya, no conocía muchos de estos métodos psicofísicos. Investigaré sobre ellos a ver s se pueden combinar con el Pilates, que es el que practico.
    Un saludo,
    Laura

Experiencias

Todo esto
y mucho más
en Experiencias
+