El Hedonista El original y único desde 2011

“Creo que moriré de poesía”.Nicanor Parra

Menu abrir sidebar

En la despensa

Galette, el aroma de la felicidad

Dulces diferentes, con especial protagonismo del chocolate, y elaborados con mucho mimo.

Galette es un delicioso obrador. De las dulces manos de su propietaria, Alba Ruiz, surgen maravillosas creaciones que conectan directamente con la felicidad. Ésta es su historia.

Como muchos, Alba Ruiz comenzó y concluyó una carrera universitaria. Como muchos, inició otra carrera, la profesional, a la que llegado un momento le puso, voluntaria y conscientemente, punto y final. Estudió Derecho y durante 7 años ejerció como abogada. Mientras tanto, creó un blog sobre gastronomía y estudió pastelería en la Escuela Hofmann. Y después, como suele suceder cuando alguien lo sueña y lo persigue, todo fluyó. Una cosa de forma natural llevó a otra y en diciembre de 2012, animada y aliada con unos amigos, fundó Galette, en Sentmenat (Barcelona).

Galette huele a felicidad porque en su interior se palpa, se nota, y porque no puede ser de otra forma cuando de este obrador salen fantásticas creaciones que inspiran la mayor alegría y satisfacción. Alba elabora pasteles para tiendas y para particulares, bajo encargo. Además, cuenta con un aula donde imparte cursos y talleres sobre diferentes especialidades dulces y para diferentes edades.

A esos talleres asisten amantes de la cocina y personas curiosas que disfrutan experimentando y creando con sus propias manos. Asegura que, dadas las dimensiones del aula, las clases son para pequeños grupos y eso, lejos de ser un inconveniente, provoca una energía muy especial. No olvidemos que para la mayoría participar en una de estas actividades supone un ejercicio de catarsis y desconexión. Y claro, todo fluye. En este espacio y en colaboración con profesores de Food Event Design, también prepara catering para eventos.

Ella, que prefiere un bocado dulce aunque no se resiste a un buen croissant, elabora de forma artesanal y con ingredientes de suma calidad dulces diferentes. Lo son, entre otras cosas, por todo el mimo y cariño que les pone. Y asegura que, sin quererlo, sencillamente atendiendo a la demanda de su clientela, se ha especializado en el chocolate. Quien quiera sentir el aroma de la felicidad que visite a Alba, en Galette.

En la despensa

Todo esto
y mucho más
en En la despensa
+