El Hedonista El original y único desde 2011

“Creo que moriré de poesía”.Nicanor Parra

Menu abrir sidebar

Diseño&Deco

Las flores, las aves y las mariposas son elementos imprescindibles en sus collages.El “Horror Vacui” de Ramón Tormes

Es uno de los mayores exponentes del diseño en nuestro país. "Horror Vacui" refleja el universo personal del artista y arranca con auténticas alhajas de aves y pétalos.

Salmantino de nacimiento y dominicano por herencia familiar. Tiene influencias del Caribe, Ibiza y la Movida madrileña tanto en sus piezas vegetales como en sus collages gráficos. El artista Ramón Tormes venera la naturaleza – desde sus aves tropicales a la decadencia de sus montajes florales. Su último cuerpo de trabajo, titulado ‘Horror Vacui’, se abre al detalle preciosista repleto de colores y formas. La exposición cuenta con una serie de collages vivos donde las formas caleidoscópicas de naturaleza desbordada y geometrías imposibles de complejas gamas cromáticas disparan el impacto visual creando un mundo de fantasía y estallido de color.

Piezas que hipnotizan, oníricas representaciones más definidas de las plantas o los patrones que se encuentran en la naturaleza.

¿Cómo empezó todo?

Siempre he trabajado el collage de un modo u otro. Empecé en los ochenta. Cortar, pegar y componer con diferentes elementos. Es también como en mi trabajo como paisajista y decorador floral, y lo que más me gusta es que todo vale, es tu imaginación la que manda. Es casi un juego mágico. He experimentado con la pintura, la escultura, diseño de muebles, etc, y de pronto volví al collage, solo que ahora cambié las tijeras por el ordenador y aquí me encuentro cómodo.

¿Cómo definirías el estilo de tu trabajo?

Pues me cuesta mucho hablar de mí y mi trabajo. Yo creo que es un trabajo muy visual y fácil de conectar con casi todo el mundo, muy alegre, vitalista y optimista. Y muy tropical. En realidad es como yo soy. El otro día en la presentación de mi última exposición, Javier Panera (uno de los profesionales con más criterio que conozco y al que admiro muchísimo) me definió como “neobarroco”. ¡A ver si va a ser eso!.

¿Quiénes son tus influencias? 

Uff, soy una esponja, supongo que todo consciente o inconscientemente me influirá, pero la naturaleza es mi mayor fuente de inspiración, tanto en collages como en mis trabajos florales.

¿Cómo es un día de trabajo?

La mayor parte del día lo paso en el vivero, y aprovecho cualquier rato libre para darle alguna vuelta al collage en el que esté trabajando. Regreso a casa ya de noche y allí ya me pongo en serio con los collages hasta la madrugada. Cuando tengo encargos puedo pasarme horas y horas delante de la pantalla.

¿Cómo es tu estudio?

Mi estudio en casa es una habitación con una terraza desde la que saludo cada mañana en Facebook desde hace años. Veo el horizonte desde mi silla, normalmente se puede ver Gredos, Sierras de Béjar y Francia. Y en mi vivero el estudio es mi oficina, rodeado de un espacio de más de 7.000 metros cuadrados de jardines y rincones preciosos.

¿Qué te gusta de tu estilo de vida y qué cambiarías?

Estoy encantado con mi vida y lo que conlleva, tengo a mi pareja que me apoya, es más, fue junto a mi querida Carlota Loveart, el responsable de toda esta locura artística. Tengo una familia maravillosa y unos amigos dentro de este mundo y fuera por los que me siento muy arropado y querido. Y por último, amo mi trabajo. No puedo pedir más.

¿Tres materiales imprescindibles? ¿Tres que no usarías nunca?

En el primer caso, más que materiales elijo elementos: las flores, las aves y las mariposas. Estos elementos son imprescindibles en mis collages.

Y nunca utilizaría flores artificiales, animales muertos violentamente, algo que pueda causar dolor.

¿Cuál es la mayor dificultad de un diseñador?

La palabra diseñador nunca la utilizo para referirme a mí, yo no me creo diseñador. Tengo mucho respeto a los verdaderos diseñadores.

Pero respondiendo a tu pregunta, para mí lo más difícil son los encargos, porque trabajo con la idea de otra persona. Eso no significa que no me guste hacerlo, pero es difícil concentrarte en conseguir expresar visualmente lo que otra persona siente.

¿Tu pieza/diseño preferidos?

¡Qué difícil!. Cada vez que termino una obra es la favorita. Pero quizás la que más cariño tengo es a la obra “Rubenimichi2 (ofrenda), dedicada a mis amigos  y padrinos artísticos, Los Rubenimichi, y que estuvo seleccionada y expuesta en el Museo Thyssen de Málaga en la exposición VIVOS EN EL THYSSEN. Y otra es El Ché, porque estuvo en Santiago de Chile junto con  obras de Warhol, Ai Wei Wei y otros grandes artistas en la exposición ÍNTIMOS Y EXTRAÑOS. Y por último los pequeños collages que hice con fotografías y diseños de Josep Font. Es mi diseñador favorito y poder contactar con él y conocerle es otra alegría en mi carrera.

¿Qué te gustaría diseñar que no hayas diseñado?

Pues la verdad que ahora mismo no sabría que decirte, mi cabeza es una olla exprés y siempre en ebullición, pero no tengo nada en especial, quizás el collage en porcelana, saltar al 3D. Lo acabaré haciendo, seguro.

¿Qué países son pioneros en lo referente a este trabajo? 

No creo que tengamos nada que envidiar, sigo a artistas de todo el mundo y debo decir que en nuestro país los hay magníficos.

¿Cuánto tiempo se tarda en hacer un diseño? ¿Puedes explicarnos el proceso?

No hay un tiempo predeterminado, hay veces que fluyen tan rápido que en 3 ó 4 días lo puedo tener acabado y otras veces que puedo tardar semanas. Por ejemplo en uno de 100×100 cm. nunca menos de un mes.

El proceso puede durar mucho más, porque el documentarme y buscar los elementos puede ser muy largo, no siempre es fácil encontrar las imágenes que estoy buscando y hasta que no están todas reunidas no comienzo a cortar.

¿De dónde sacas la inspiración para las obras?

La inspiración de la naturaleza es evidente. Pero hay más cosas. Mi propia vida, mis experiencias, mis amigos, incluso mis ideas políticas.

¿Quiénes son tus clientes?

Como te dije antes, tengo la suerte de que mi obra llega muy fácilmente a casi todo el mundo, por eso no hay un tipo específico de clientela. En cuanto a trabajos comerciales trabajo con revistas de moda, novias, decoración… debo hacer mención a ELLE DECOR que fue la primera que apostó por mí. También diseñadores de moda, fabricantes de vajillas y últimamente estoy trabajando mucho con decoradores directamente.

¿Estás en contacto con otros artistas como tú?

En contacto con muchos sí, y grandes amigos, pero cada uno tenemos nuestro propio estilo y eso me gusta mucho porque incluso permite que podamos colaborar en muchas ocasiones, sin que se llegue a confundir el tono de cada uno. Me encanta relacionarme con ellos, intercambiar opiniones, incluso pedirles la suya antes de publicar algo mío. Es una suerte tener un sello propio y al mismo tiempo tantos buenos amigos en este trabajo.

¿Cuál es el mejor consejo que te han dado?

Me habrán dado muchos en mi vida, y buenos, pero si te soy sincero no me acuerdo de ninguno en concreto. El otro día mi querida Gala me dijo: “sé tú mismo”. Ese es bueno. Muy bueno.

¿Cómo afectan a tu trabajo las redes sociales?

Mira, a mí las RRSS me han ayudado muchísimo, he hecho amigos maravillosos y contactos que en mi vida no podría haber imaginado. Ramón Tormes es muy de RRSS, me paso muchas horas en ellas, creo que es una inversión de tiempo muy rentable.

Sobre qué soportes trabajas…

Para mi obra gráfica siempre papel fotográfico. Para los más coloristas y caleidoscopios, uso un papel fotográfico de alta resolución y desde el comienzo he utilizado Hahnemühle  photo Rag, un soporte 100 % algodón que se utiliza sobre todo para fotografía de altísima resolución. Ahora se ha puesto muy de moda, incluso ves que ilustradores venden sus prints haciendo hincapié en este soporte. Yo lo llevo utilizando desde el principio. Mis obras han sido impresas en tela, porcelana, madera y cristal y en todos han funcionado. Hoy en día la tecnología te permite trabajar en casi cualquier soporte, y mi trabajo se presta mucho a ello.

¿Qué planes tienes?

Pues seguir avanzando, lograr llegar al mayor público posible y sobre todo conseguir sacar adelante todos los proyectos que tengo, que cada vez son más numerosos y eso me agobia un poco.

¿Qué cinco palabras te definen? 

Alegre, optimista, sensato, extrovertido e impulsivo.

¿Qué proyecto recuerdas de una manera especial y por qué?

Evidentemente el primero VIDA Y COLOR, por la emoción, la ilusión, el miedo. Y después mi colaboración en la película MINDSCAPE como director artístico de la secuencia de créditos. Trabajar en cine nunca se me había pasado por la imaginación y fue una experiencia muy gratificante.

¿Recurres a algunos colores con más frecuencia que a otros?

Seguramente, pero no soy consciente de ello. ¿Realmente importa? ¿Me vas a psicoanalizar? (risas).

¿Cómo afecta la luz a tus obras?

En mis obras, incluso en las series más oscuras, siempre hay mucha luz. En mi vida necesito mucha luz y eso seguramente está reflejado en mis obras. El hecho de que una pieza sea oscura hace que tengas que trabajar mucho más la intensidad y sobre todo las fuentes. Además procesar imágenes muy oscuras siempre es más trabajoso, más complicado.

¿Para quién te gustaría trabajar?

Hace ya un par de años me contactó Hermès. Fue un shock, yo acababa de empezar de forma profesional y me asustó, me pidieron que enviara un dossier al propietario de la firma y me dijeron que ya estaba en su archivo, y que cuando lo crean oportuno me avisarán. Me encantaría trabajar con ellos, pero también me gustaría hacerlo con Josep Font o Jean Paul Gaultier, que son mis dioses de la moda, además de unos genios.

También me gustaría trabajar con otro genio que es Marcel Wanders, sus diseños son verdaderas locuras. La verdad es que me gusta sobre todo colaborar con artistas de disciplinas diferentes a la mía.

¿Un sitio web/blog o aplicación que recomiendes?

This is Colossal

¿Música de fondo?

Soy muy ecléctico, pero nunca faltarán ni Tracey Thorn, ni Kristof Hajos, vocalista del grupo The Umbending Trees. También soy muy de bandas sonoras. Y  a veces escucho en bucle canciones cuando necesito desconectar, últimamente por ejemplo me da mucho por Disco Sally de Fangoria.

¿Tres aspectos que utilizas en tu obra?
Pues claramente el naturalismo, el  tropicalismo y lo onírico.

¿Tu tipo de casa preferida?

Hay muchísimas que me gustan, pero la que siempre me ha fascinado por su integración en la naturaleza, sobre el rio, es La Residencia Kaufmann de Frank Lloyd Wright.

Pero la verdad que para vivir soy más partidario de las mansiones victorianas llenas de cosas. Soy muy “horror vacui”, necesito vivir rodeado de todas mis colecciones, libros, porcelanas…

¿Un edificio, monumento, obra pública que te haya impresionado?

La casa Matesanz de Antonio Palacios en Madrid, la mezquita Süleymaniye en Estambul y el parque Vigeland de Oslo.

¿Cómo es tu casa? ¿Y en ella, cuál es tu lugar preferido?

Mi casa es muy normal, un ático en la parte más alta de un pueblo desde el que oteo el horizonte. Llena de mis cosas, me declaro coleccionista compulsivo. Y mi lugar favorito es mi estudio, donde paso el mayor tiempo cuando estoy en casa.

Y ahora ¿tú estás dónde quieres?

Anímicamente sí, me encuentro muy a gusto en este momento. Físicamente, vivir a caballo entre Salamanca y Madrid es bastante agotador, pero ya lo tengo asumido.

5 direcciones imprescindibles en la agenda de Ramón Tormes

Diseño&Deco

Todo esto
y mucho más
en Diseño&Deco
+