El Hedonista El original y único desde 2011

“Para viajar lejos, no hay mejor nave que un libro”. Emily Dickinson

Menu abrir sidebar

Escapadas

La magia de las auroras boreales en Noruega

Y de pronto, el aire se ilumina. El Ártico de Noruega es uno de los mejores lugares en la tierra para observar este sorprendente fenómeno natural conocido como aurora borealis.

Las auroras boreales más brillantes se pueden observar en Noruega ante un perfecto telón de fondo ártico formado por picos cubiertos de nieve. Aparecen con mayor frecuencia a finales de otoño y en invierno, hasta principios de primavera.

¿Cómo y por qué se origina una aurora boreal?
Tras el espectáculo de formas y colores de una aurora boreal se esconde una carrera de electrones cargados de energía. Cuando el viento solar choca con el campo magnético de la Tierra, éste se estira como si de una banda elástica se tratase, y acumula dentro toda la energía. Llega un momento en el que las líneas del campo magnético liberan de golpe toda esta energía, lo que propulsa a los electrones de vuelta a la Tierra. Cuando estas partículas tan aceleradas chocan con la parte superior de la atmósfera se genera el plasma llamado aurora, causante del despliegue de brillos y colores que se puede observar en los polos en determinadas épocas del año. Los colores revelan qué gases están presentes en la atmósfera: el oxígeno es responsable de los dos colores primarios de las auroras, el verde-amarillo. El nitrógeno produce luz azulada, mientras que las moléculas de helio son muy a menudo responsables de la coloración rojo-púrpura. La aurora puede comenzar como un arco que se va extendiendo en el horizonte. Cerca de la medianoche el arco puede incrementar su brillo. Se forman ondas o rizos y de repente la totalidad del cielo se llena de bandas, espirales y rayos de luz que tiemblan y se mueven rápidamente de una punta a otra del horizonte. La actividad puede durar unos pocos minutos o incluso horas. Al alba todo el proceso entra en calma y tan sólo algunas pequeñas zonas del cielo aparecen brillantes, hasta que despunta la mañana.

La imaginación, más allá de la ciencia
Imaginar, como los esquimales, el pueblo inuit, que la aurora boreal representa el camino celeste hacia el más allá y que las luces que de ella se desprenden son las almas vagando hacia el otro mundo. Sentirnos pequeñitos y vulnerables como algunos indios en América del Norte, a los que aterrorizaba el espectáculo lumínico, pues pensaban que esas luces eran las almas de sus enemigos a los que habían dado muerte y que volvían de ultratumba para vengarse. O creer, como los pueblos asiáticos del norte, que si hemos tenido la suerte de ver una aurora boreal, viviremos felices durante el resto de nuestras vidas.

En un mundo virtual donde los efectos especiales en la pantalla son tan espectaculares que nos sobrecogen, corremos el riesgo de que las maravillas de la naturaleza dejen de sorprendernos. Además, la naturaleza es caprichosa e imprevisible, de modo que hay que hacer alarde de paciencia si uno quiere ver el espectáculo. Pero por suerte, cuando la aurora boreal se aparece ante nosotros, en todo su esplendor, con su colorido irreal de amarillos, verdosos, rosas y violetas y el trasfondo de un paisaje nevado, surgen la magia y la poesía.

Mitos, creencias, romanticismo… o aséptica explicación científica. Sea como fuere, las auroras boreales están en la lista de imprescindibles de muchos viajeros y el Norte de Noruega es el lugar ideal para observarlas.

3 respuestas a La magia de las auroras boreales en Noruega

  1. Chefi dijo:

    yo me quedé con ganas de ver una, me tocó nublado todos los días…
    Habrá que volver no?

  2. barbara dijo:

    Gabriela, Aurora, eres mi redactora de sueños…

  3. Pingback: NORUEGOS DEL NORTE - El Hedonista

Escapadas

Escapadas

La fiesta de las rosas de Kelaa M’gouna

Miguel de Santos

El primer fin de semana de mayo se celebra cada año en la población de Kelaa M’gouna la Fiesta de las Rosas, una excelente oportunidad para organizar un viaje e ir un paso más allá en el conocimiento de las tradiciones vivas de esta región del Atlas. leer

Escapadas

Comprando un sueño en las Bahamas

Eduardo Torres Barquilla

Algunos consideran lo de comprarse una isla un asunto un tanto presuntuoso. Teniendo en cuenta la exuberancia del paisaje de las Bahamas, a nosotros no nos hace falta. leer

Todo esto
y mucho más
en Escapadas
+