El Hedonista El original y único desde 2011

“Creo que moriré de poesía”.Nicanor Parra

Menu abrir sidebar

Estreno

Pintor de la luz; monstruo de las cavernas

Mr. Turner llega precedida por su buena acogida en la última edición del Festival de Cannes.

Precedida por su buena acogida en la última edición del Festival de Cannes, donde su protagonista, Timothy Spall, se hizo con el premio al mejor actor, se estrena en nuestros cines por fin Mr. Turner, el esperadísimo biopic que el británico Mike Leigh ha hecho sobre el pintor del siglo XIX Joseph Mallord William Turner. Leigh se centra en los últimos veinticinco años en la vida de Turner (murió a los setenta y seis) y escarba mucho más en sus circunstancias personales que en su genio.

El director de Secretos y mentiras muestra a un Turner amigo de aristócratas, viajero en busca de inspiración, asiduo a los burdeles, obsesionado con la perfección (se deja atar al mástil de un barco en plena tormenta para observarla desde dentro antes de pintarla) y bastante desagradable en general. Turner, seguramente el pintor británico más importante de la Historia, no fue exactamente igual de grande como hombre que como artista. Abandonó a su mujer y a sus hijas, cuya existencia incluso negaba en público, abusaba sexualmente de su criada y solamente pareció sentir afecto por su padre y por la Señora Booth, una viuda con la que convivió en secreto hasta su muerte. Y todos esos aspectos, un tanto escabrosos, son precisamente los que más parecen interesar a Mike Leigh en su peculiar retrato del gran paisajista, considerado por muchos como el “pintor de la luz”.

Leigh no ha rodado un biopic al uso o no, al menos, el biopic que muchos seguramente esperaban. Su Turner, interpretado magistralmente por Timothy Spall (sin duda, lo mejor de la película), es grotesco, gruñe más que habla y desprecia al mundo en general, aunque en ocasiones se permita ciertos destellos de humanidad, como por ejemplo donar su obra al estado británico para que se exhiba en el mismo lugar y la gente pueda disfrutarla gratis; algo que solo consiguió a medias y durante un tiempo. Ilustre miembro de la Royal Academy of Arts, Turner fue mimado por la alta sociedad británica y también incomprendido y denostado en sus últimos años. El retrato que Leigh hace de él no es, desde luego, condescendiente, sino bastante sórdido y a ratos incluso cómico. Leigh recrea de una forma muy poco convencional la atormentada personalidad del artista, tan provisto de genio para el arte como poco desprovisto de él para la vida. Y consigue mantener, en general, el interés sobre lo que nos cuenta, sobre todo por la realista forma en que lo hace. El problema es que se demora demasiado tiempo en contarnos algo que bien podría narrarse en mucho menos metraje. Las dos horas y media que dura Mr. Turner no están justificadas y eso es algo que, al final, termina pesando.

Y aunque Mr. Turner no sea una película perfecta en su fondo sí lo es en su forma. Es de justicia destacar la labor del director de fotografía Dick Pope, que también fue premiada en Cannes. Pope recrea con la cámara la esencia de la obra de Turner y evoca sus pinturas sin limitarse a copiarlas. Cada secuencia, cada paisaje, cada interior es un cuadro filmado. Esta minuciosa recreación juega un papel tan esencial en el resultado final de Mr. Turner que casi habría que atribuir la autoría del filme a partes iguales a Leigh y a Pope. La labor de este último con la fotografía y la luz, tan exquisita como elegante, es, sin duda, uno de los grandes pilares sobre los que se sostiene esta cinta junto con el trabajo de Timothy Spall. Al lado del genial intérprete brilla también un ramillete de magníficas actrices británicas, habituales en las películas de Leigh, como son Dorothy Atkinson, Marion Bailey y Lesley Manville.

Estreno

Estreno

Blade Runner 2049 (2017): las secuelas de ‘la Secuela’

Gabriel Domenech

La tan esperada como temida continuación de ‘Blade Runner’, la mítica película de Ridley Scott, ha aterrizado en nuestras pantallas. Las críticas y alabanzas al trabajo de su director, Denis Villeneuve, probablemente soslayen lo verdaderamente interesante del producto, su carácter de ‘secuela con pedigrí’. leer

Todo esto
y mucho más
en Estreno
+