El Hedonista El original y único desde 2011

“Todo lo que de vos quisiera es tan poco en el fondo porque en el fondo es todo.”. Julio Cortázar

Menu abrir sidebar

Música

Sam Smith, el éxito de la honestidad

Ahondamos en la vida de Sam Smith para descubrir el secreto del éxito de este artista británico.

Tiene 22 años y en menos de tres se ha convertido en toda una estrella, adelantando por la derecha a la mismísima Beyoncé en los últimos premios Grammy, al ganar Mejor Canción por Stay With Me. A este galardón se sumarían tres más, Mejor Artista Revelación, Mejor Álbum de Pop y Mejor Grabación. Todo ello con su primer álbum debut, In the Lonely Hour. Repasamos las claves de un artista alejado de estereotipos, cuya sensibilidad y talento no son empañados por su rotunda sinceridad. ¿Serán estas las claves de su éxito?

– Su madre, su pilar. El pequeño Sam Frederick Smith ya apuntaba maneras y talento de sobra cuando apenas levantaba un palmo del suelo. Kate Cassidy, empleada de banca al Norte de Londres y madre del artista, no dudó en volcarse en la carrera de su hijo y pronto le llevó a dar clases con Joanna Eden. A los 12 consiguió su primer contrato en el mundo de la música, como joven promesa del jazz. Esta dedicación completa llevó en el 2012 a que Kate perdiera su trabajo. El mismo año que su hijo comenzaba a despuntar gracias a su colaboración en el tema Latch, de Disclosure.

Una garganta prodigiosa. Sin duda su capacidad para subir y bajar tantos registros vocales en tiempo récord, le encumbran en un pedestal para privilegiados. Una voz única.

El ‘Adele‘ masculino. No le gusta, en el fondo, que le llamen así aunque ha admitido en varias entrevistas que: “Si me tienen que comparar con alguien, que sea con ella es fantástico”. Sin duda hay varios puntos en común que saltan a la vista: una voz inigualable y un físico que se aleja de los cánones dictados por los superventas. Pero además de lo obvio, hay otras muchas analogías que le han ayudado a estar casi a la altura de su compatriota. Ambos fueron descubiertos por sus sellos discográficos tras tocar en el mismo garito, Blue Flowers (en West London). Sam conoció a uno de sus tres managers, Elvin Smith, tras tocar como telonero de Adele en 2008, en O2 Shepherd’s Bush Empire. Y Ben Thomas, guitarrista de la británica, toca con él en la actualidad.

Los corazones rotos venden. Y sí volvemos a Adele, ya que ambos escribieron su álbum gracias al desamor. Curiosamente, cuando Sam Smith entró en el estudio pensaba que realizaría un disco estilo Rihanna, pero tras un tiempo en el que aquello no dio resultado, abrió su corazón y decidió echarlo todo fuera. Hombre agradecido, no dudó en dedicar uno de los Grammy a aquel chico que le dejó hecho añicos.

– Salir del armario sin haber entrado. “No quería que se dieran malas interpretaciones”, declaró a los medios cuando no tuvo ningún problema en confirmar su homosexualidad antes de lanzar su disco, alejándose nuevamente de tantos otros artistas que con el fin de mantener en sus filas a las jóvenes seguidoras, esconden su condición sexual. Seguro que no hace falta que demos nombres. En una entrevista con Ellen Degeneres entre risas confesó que él lo tuvo claro a los trece y que su madre a los tres, por lo que nunca fue una opción la de quedarse dentro del closet.

– Saldar las cuentas antes de causar mucho ruido. No sabemos si salió de su discográfica o del mismo Sam, lo que sí es seguro es que todos estuvieron de acuerdo en meter en créditos a Tom Petty, tras acusarle por el plagio de los coros de su canción I won’t back down, en Stay With Me.

– Tener amigas potentes. En todos los sentidos, su lista de amigas pondría a más de uno los dientes largos: Cara Delevigne, Rihanna, Taylor Swift, Lady Gaga… ¿Alguien más quiere una diva en su vida? Con ellas comparte su afición a Instagram, a las fiestas y a los selfies.

– Sentido del humor. No es un hombre que desprenda desparpajo, e incluso podríamos decir que peca de soso, pero de vez en cuando tiene la sana costumbre de reírse de él mismo, al anunciar que ya tiene nuevo disco en mente, también ha declarado: “Necesito besar a unos cuantos tíos  para poder escribir más temas”.

Música

Música

Canciones para una tarde de sofá y manta

Miguel de Santos

El invierno y las ausencias. Ninguna estación tan propicia para las nostalgias. Lo que se fue y lo que está por venir, que de ambas se alimenta. Los día cortos, las noches interminables, y el sofá y la manta de … leer

Música

El mundo gira a lo loco

Miguel de Santos

Música reparadora para una vuelta no siempre voluntaria. Toca seguir moviendo la rueda. Nos queda, siempre, la música. leer

Música

Summer rain

Amalia

El verano se despide con nuestras ilusiones cumplidas o intactas. A nosotros nos gusta ponerle buena música al momento. leer

Todo esto
y mucho más
en Música
+